virgin islands scene

El carácter es al ser humano lo que el carbón es al acero
-- Napoleon Hill
 

 

Lunes 8 de Mayo de 2006

Tu decisión

Las influencias negativas están por todas partes, pero no tienes por qué permitir que te afecten. Cada tanto aparecen desengaños y desilusiones en tu camino, pero no tienes por qué dejar que te desanimen. Hay montones de tentaciones, pero no tienes por qué permitir que te distraigan. Hay muchísimas excusas, pero no tienes por qué aceptar que te detengan.

Puedes decidir sentirte desanimado por los contratiempos, pero también puedes decidir sentirte más motivado aún. Es tu decisión. Ante obstáculos que parecen abrumadores puedes decidir abandonar. Pero también puedes optar por perseverar y crecer haciéndolo.

Puedes dejar que el enojo, la envidia, la frustración y la amargura drenen tu energía. O puedes decidir trascender esos sentimientos optando por un estado de ánimo más productivo. Puedes permitir que tus miedos te paralicen. O puedes decidir que esos miedos y preocupaciones te preparen para seguir avanzando.

Puedes decidir enterrar tus sueños bien dentro de ti, allí donde nunca verán la luz del sol. O puedes decidir perseguir esos sueños haciendo todo lo que sea necesario.

Puedes hablar acerca de las cosas que anhelas en la vida. Pero lo que realmente termines consiguiendo, dependerá de las decisiones que tomes a medida que vivas cada instante.

— Gabriel Sandler

previousEl mejor de todos       Superando las dudasnext
  
   

©2006 Ralph S. Marston, Jr. - derechos para traducción al Español y su distribución mundial exclusivamente y en exclusividad para Gabriel Sandler. Todos los derechos reservados.