virgin islands scene

Un verdadero amigo nunca se cruza en tu camino, salvo que estés yendo cuesta abajo.
-- Arnold H. Glasgow
 

 

Martes 14 de Enero de 2014

Impulso de esfuerzo

¿Cuándo es más probable que lleves a cabo el esfuerzo requerido para hacer lo que tienes que hacer? Cuando ya estás haciéndolo.

Si encaras el día haciendo un montón de nada, lo más probable es que el resto del día siga de la misma manera. Sin embargo si encaras el día llevando a cabo una acción concreta y determinada, aunque sea una pequeñita, pones en movimiento el poderoso impulso del esfuerzo.

Una vez que te estás moviendo y trabajando y creando y logrando, tenderás a mantenerlo. Es por eso que resulta tan importante empezar bien temprano en la mañana.

¿Qué sucede cuando acabas de experimentar lo bien que se siente haber concretado algo? Te sientes ansioso por hacer más, buscando volver a generar ese maravilloso sentimiento.

Hay un poquito de algo que podrías hacer ahora mismo, que te haría saborear el gusto del logro. Hazlo, siente ese buen sentimiento, y date cuenta de cuán motivado quedas para hacer aún más.

Siempre hay una manera rápida de generar el impulso del esfuerzo en tu vida. Ponte en marcha con una acción concreta y positiva, y pon ese impulso de esfuerzo y realización a trabajar para ti.

— Gabriel Sandler

previousDolor y placer       Comprometido a hacer que funcionenext
  
   

©2014 Ralph S. Marston, Jr. - derechos para traducción al Español y su distribución mundial exclusivamente y en exclusividad para Gabriel Sandler. Todos los derechos reservados.