virgin islands scene

Un problema bien definido, es medio problema resuelto
-- Charles F. Kettering
 

 

Viernes 21 de Julio de 2006

Confianza

La confianza no se evidencia en la arrogancia. Se pone de manifiesto a través de la paciencia. La confianza no es ruidosa. Es tranquila, serenamente persistente y efectiva. No es presumida ni jactanciosa. En cambio, es capaz. No modifica el rumbo según sople el viento. Se adapta a los cambios con el objetivo de mantener un curso confiable y sostenido. La confianza cuenta con la fortaleza necesaria para ser amable y con el coraje suficiente para ser sincera.

Para sentirte más confiado, intenta ser más paciente. Para edificar tu propia seguridad interior, lleva a cabo acciones que te conviertan en alguien más capaz y efectivo. Concéntrate con claridad en tu objetivo, aún cuando te enfrentes con la frustración. Compórtate con sincera bondad hacia los demás, y dale a la verdad la más alta de las prioridades. Son éstas las cosas que determinan la confianza; las que sacarán a relucir tu propia seguridad en ti mismo.

Contar con esa profunda confianza en ti mismo agregará valor a todo lo que hagas. No puedes quitársela a alguien, ni esperar que alguien te la de. Es resultado de la forma en que decides vivir tu vida. La verdadera confianza en ti mismo, esa verdadera seguridad interior será tuya cuando tú decidas hacerla tuya. Muévete seguro de ti mismo y marcarás una verdadera diferencia en el mundo que te rodea.

— Gabriel Sandler

previousEste día es impresionante       Líbrate de las limitacionesnext
  
   

©2006 Ralph S. Marston, Jr. - derechos para traducción al Español y su distribución mundial exclusivamente y en exclusividad para Gabriel Sandler. Todos los derechos reservados.